martes, 23 de diciembre de 2014

Lammily

Ha habido bastante revuelo mediático con Lammily, la "fashion doll realista" (creo que aquí nuestros creativos medios de comunicación la han apodado "la nueva Barbie", si la información con que se ha quedado mi madre es correcta).



Ya vi en su día el proyecto de crowdfunding y, aunque me pareció interesante, la verdad es que la muñeca no terminó de gustarme lo suficiente y decidí no subirme al carro.
Pero el tiempo pasó, muchos apoyaron la iniciativa y, para estas Navidades, la muñeca ya era un hecho. Tenerla era cosa de echarla al carro y esperar una semanita... así que aproveché la excusa de los Reyes y adopté una (es un valor muy seguro dadas las zurriaspas que vuelan por mi familia el día de Reyes).

Ayer la recogí (sí, mal, muy mal tenía que haberme esperado) y desde entonces ya le he pegado un par de vueltas: le he cambiado de ropa, la he hecho posar, he jugado con ella...

Y le pongo de nota media un 6.
Estética: Nefasta. Le doy un 3. La carita no es muy mona (cosa con la que no tengo especial problema, no todo el mundo ha de ser guapísimo), pero lo peor es que está muy poco detallada (los ojos son totalmente planos, no hay ni el más mínimo relieve en el molde, a diferencia de otras muchas fashion dolls). El maquillaje mola que sea natural, pero tiene un punto entre insulso e inquietante (¿sonríe? ¿está seria? ¿sorprendida? ¿te mira con autosuficiencia ahora que es una reina de los mass media y la gente se ha rendido ante sus formas anchas y rectas?). Porque el cuerpo tiene su punto mono cuando está en pie y vestidita... pero en cuanto la desnudas descubres una falta de definición brutal y unas junturas que dan bastante poco de sí (es incapaz de estar sentada si no se queda totalmente espatarrada, por ejemplo). 
Personalidad: Le doy un 9 porque cada vez que la miro veo a una escritora lesbiana de edad media que vive en una casita cerca de la playa, escribiendo novelas lejos del mundanal ruido. En serio. Será todo ese rollito feminista que la rodeó en su nacimiento, será la camisa ancha de leñadora... el caso es que estoy deseando que saquen otra muchacha para que tenga una novia UXD
Con todo esto parece que la estoy poniendo rematadamente mal... ¡nada más lejos de la realidad! Si es una muñeca realmente divertida. Pero tiene algunos puntos que mejorar y, desde luego, no merece todas las medallas que le han puesto...

Para empezar, no es la primera muñeca del universo con unas hechuras de ese tipo. En esta estupenda comparativa se la puede ver acompañada de otras igual de anchas y cuadradotas.

Que no es que no haya mujeres anchas y rectas, las hay (aunque más definidas que Lammily, eso seguro UXD). Y es una complexión más realista que las habituales de las fashion doll, eso también es verdad. Pero no es la única complexión ni muchísimo menos. Hay cientos de formas y figuras... por lo que es peligrosamente cutre y empobrecedor definir a Lammily como "la muñeca que es como tú". Porque seguro que hay mil mujeres que no son Barbies, ni Lammilys... y que todavía están buscando su muñeca.

Y como me parece muy ilustrativa, dejo esta colección de fotografías de Howard Schatz que me encanta. Todas estas mujeres son atletas de muy variadas disciplinas. Y como podéis ver, la riqueza de colores y formas es absolutamente increíble... sería mi sueño encontrarla en muñecas.




Y esa es mi humilde opinión XP Por si alguien está contemplando adoptar una de estas moñecas...

2 comentarios:

  1. La verdad es que a mi en fotos caseras me ha decepcionado un poco el cuerpito, es más cuadrado de lo que parecía en las fotos promocionales. Aún así me parece bien que haya conseguido repercusión mediática, tal vez no sea la primera pero sí la que se ha hecho más popular entre esas alternativas a las fashion dolls clásicas. Supongo que si tiene éxito puede que hasta Mattel se anime a hacer algo parecido en un futuro.

    Yo ya encontré a mi muñeca, se llama Ceryop =3.

    ResponderEliminar
  2. Me parece genial que saquen muñecas realistas, y yo no la veo fea en lo que puedo apreciar en las imágenes pero podían haberle puesto más pasión en el maquillaje manteniendo la naturalidad que parece que buscaban.

    En cuanto al cuerpo, con ropa da bastante el pego de cuerpo realista de mujer standard, pero al verla sin ella no me lo parece tanto Que no digo que haya mujeres con cuerpos similares pero por regla general las mujeres tenemos curvas.
    En el caso de las deportista, como las imágenes que has puesto,sobre todo si empiezan en el mundo del deporte desde bien jovenes el cuerpo no se desarrolla de igual manera. Pero me da la sensación de que no han querido plasmar a una deportista en esa muñeca.

    Seguro que dentro de unos años, si siguen trabajando en ello sacaran muñecas geniales y realistas.

    ResponderEliminar