viernes, 27 de noviembre de 2015

Diminutos

Hace poco le comentaba a Yukari que cuando empecé en el hobby nunca pensé que llegaría a ver muñequitas BJD tan pequeñas como las que existen ahora. Por supuesto, hablo de hace 11 o 12 años, cuando no existían ojos de uretano, nadie hacía pelucas con alpaca y los únicos recasts que existían eran unas "hermanas SD10" la hostia de feas que la leyenda contaba que llegaban hechas añicos...

Por suerte, mucho ha llovido desde aquellos tiempos pretéritos que me han convertido en la abuela cebolleta del hobby que soy. Y ahora puedo gozar de muñecas pequeñitas, con sus pros y sus contras. A mí me encantan porque en general soy una fanática de las miniaturas y es relativamente fácil apañarles una pequeña esquinita en la que hacerles fotos chulas. Los encuadres no se limitan sólo a primeros planos como cuando te enfrentas a un muñeco grande y no tienes espacio; las muñecas pequeñas pueden relacionarse con el espacio que las rodea y dar rienda suelta a su lenguaje corporal. Pero no todo son ventajas. Para mí el mayor inconveniente que tienen es que es un dolor encontrarles ropa, ojos y peluca. Los accesorios no les quedan ni de lejos tan bien como a sus hermanas grandes, y no los lucen con la misma gracia. Pero bueno, aunque haya que renunciar a grandes ojos llenos de purpurina y pelucas convencionales... a mí me enamoran.

Y lo cierto es que no venía por aquí a disertar, sino a enseñar alguna de mis miniaturas. Porque hoy armé mi cámara con su poderoso objetivo macro y me permití el lujo de acercarme un poquito más de lo habitual a sus pequeños detalles. Porque para eso me echo horas pintándolos... para que os hagáis una idea, llevan ojitos de unos 4mm y tienen la cabeza de tipo puki...


HAL1 DA2

4 comentarios:

  1. Supongo, y espero, que de cara al futuro hayan muchás más cosas que hoy por hoy damos por imposible en este hobby.


    Imagino lo complicadísimo que debe de ser pintar algo tan pequeñito, pero yo también le veo cierto encanto a los muñecos de poco tamaño. Que no negaré que los grandes imponen mucho, pero a dia de hoy me pueden más todos sus inconvenientes que sus ventajas.

    Tus dos peques son monísimos, pero especialmente la chica de la primera foto (que ahora no recuerdo como se llama) me parece preciosa, y más aún con esa diadema de flores que le sienta tan bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso espero yo, que cada vez haya más variedad. Parece que ya está todo inventado... ¡pero lo cierto es que con el paso del tiempo no dejo de sorprenderme!

      Los grandes molan (y yo tengo unos pocos), pero la verdad es que prefiero que "jugabilidad" de los pequeños.

      No te preocupes que lo de los nombres es un cacao y muchas veces ni yo me acuerdo. La morenita se llama Haldis ;) Las flores rosas son aquellas salmón de las que estuvimos hablando XP

      Eliminar
  2. Desde luego que en cuanto a lo de apañarles un rincón los peques son geniales... y hay infinidad de cositas a escala en los lugares más insospechados!!
    A mi los chiquitines se me pierden en las manos, pienso que hay que tener tanta pericia o más que para manejar grandotes a la hora de posarlos. Por otro lado, encajan perfectamente en un rinconcito del escritorio y hacen compañía (los grandes nunca los sacaría para sentarlos conmigo).

    Los maquis que les haces a estas miniaturas son una pasada, me imagino que te dejarás varias dioptrías cada vez que te pongas a ello... pero el resultado es espectacular.

    Ella es una preciosidad, ojalá siguieses con su historia, porque es muy interesante!
    Y ése duendecillo dan ganas de metérselo en un bolsillo. Adoro completamente la forma de sus ojos y sus manos regordetas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que si fuese una de estas americanas con casas gigantes de 3 pisos, dos jardines y piscina tendría otra percepción del espacio... pero como no es el caso UXD
      Desde luego sí que hay que "tener mano" con los peques... a veces se hacen de rogar y hay que tenerles paciencia, pero compensa XP

      Sí que me dejo algunas dioptrías, pero es algo que tengo que aprovechar a tope mientras la vista y el pulso me lo permitan.

      Espero seguir pronto con su historia, sí... el problema es buscarla migo a escala, pero vaya... algo apañaré XD

      Eliminar